La destrucción del coral, ¿perjuicio para el ser humano?

Imagen tomada de Pixabay

Durante una de las investigaciones de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA) de Estados Unidos, el investigador y doctor Mark Eakin afirmó que varias imágenes satelitales muestran un aumento en la temperatura del mar que seguirá presentándose. Explica que el primer evento de muerte de corales debido a esto ocurrió entre 1997 y 1998, volviendo a presentarse en 2010 y más adelante en 2015. Las investigaciones sobre blanqueamiento y muerte del numeroso ecosistema fueron compartidas por algunas otras agencias científicas internacionales como la Agencia de protección ambiental de Estados Unidos (EPA), el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), e incluso la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO). A pesar de que las investigaciones realizadas solo muestran su enfoque en el deterioro y destrucción de este importante ecosistema, muy poco se ha hablado del daño inminente que este hecho generará en el ser humano.

Con la finalidad de aclarar si puede existir algún tipo de daño hacia el hombre, ocasionado por la destrucción de los arrecifes de coral, este ensayo analiza un grupo de estudios que han abordado el tema, no solo desde el impacto ambiental, sino también social. El texto se divide en cuatro partes. En la primera, se exponen unos estudios que demuestran el impacto del calentamiento global sobre los arrecifes coralinos y cómo esto, prolongadamente, puede afectar al ser humano. En la segunda, se presenta brevemente la evidencia de que los corales son grandes aliados de la medicina en la búsqueda de tratamientos para una gran cantidad de enfermedades. La tercera parte de este ensayo se destinó a abordar los beneficios que el coral trae a diversas poblaciones mundiales debido a su dependencia económica del ecosistema marino. Finalmente, en la última parte se exponen las conclusiones respectivas.  

Arrecifes de coral y calentamiento global

En primer lugar, es preciso mencionar que las altas temperaturas oceánicas son una consecuencia del calentamiento global y a su vez de las actividades humanas como la dispersión de gases de efecto invernadero. Según estimaciones del PNUMA, los arrecifes de coral están siendo hervidos vivos debido a su alta sensibilidad a los cambios de temperatura en el agua. Los corales fabrican su propio alimento gracias a unas microalgas en su interior. Cuando la temperatura sube demasiado, esta simbiosis que da energía al coral se rompe, causando su blanqueamiento y muerte.

Ahora bien, a fin de ilustrar con mayor precisión la razón por la que el mencionado hecho afecta al ser humano, datos de una investigación del Panel Intergubernamental del Cambio climático (IPCC), concluyeron en 2014 que los océanos han desacelerado los efectos del cambio climático. Afirman que los océanos absorben hasta un 93% del calor atrapado en los gases de efecto invernadero que las actividades humanas envían a la atmósfera. Es decir, por décadas, los océanos nos han amparado del aumento extremado de las temperaturas del aire, y como consecuencia, los arrecifes de coral están siendo hervidos vivos en lugar de nosotros. Analizando más a fondo este hecho, se puede afirmar que gracias a los océanos, a los arrecifes de coral y a su resistencia durante años, el ser humano no ha sido mayormente afectado por los exuberantes cambios climáticos que él mismo ha ocasionado. Es por tanto muy irónico el hecho de que el mismo ser humano sea quien destruya a su propio escudo protector. 

Arrecifes de coral y medicina moderna

En segunda instancia, los corales son considerados botiquines naturales y grandes aliados de la medicina moderna. Datos de la Asociación Interamericana por la Defensa del Medio Ambiente, junto con la asociación civil de medicina AMHIGO, revelan que los arrecifes de coral y animales que estos albergan, han desarrollado compuestos químicos para protegerse frente a depredadores y combatir enfermedades. Es por esto que los corales son fuente importante de nuevos medicamentos para tratar el cáncer, la artritis, el Alzheimer, infecciones bacterianas y enfermedades cardíacas. Centrada en esta dirección, la industria farmacéutica ha encontrado en los corales, materiales valiosos para el desarrollo de medicamentos. Por ejemplo, datos de la misma fuente revelan que ciertos corales estimulan la soldadura de huesos rotos. Por otra parte, algunos componentes de una esponja proveniente de los arrecifes caribeños permiten la creación de Zidovudina, un medicamento para tratar el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH).

Lamentablemente, estudios del PNUMA afirman que para el 2050 casi el 90% de estos súper ecosistemas podrían estar extintos. Respecto a lo anterior, se puede afirmar que sin arrecifes de coral, muchos de estos medicamentos que combaten imparables enfermedades en el mundo disminuirán su producción debido a la falta de material de desarrollo.

Arrecifes de coral y economías poblacionales

La línea de argumentos conducida en este ensayo finaliza con un punto de gran importancia. Según un artículo del Portal de Gobierno Abierto de Colombia, anualmente el turismo aporta un estimado de 105.000 millones de dólares para la economía del Caribe. Afirma que en por lo menos ocho países del Caribe, el turismo representa más del 30% del Producto Interno Bruto-PIB, esto debido a la atracción por la belleza de los grandes ecosistemas. Por otro lado, de los 30 millones de pescadores artesanales estimados en los países en desarrollo, la mayoría depende de alguna manera de los arrecifes de coral para comer y ganarse la vida. Se afirma que los corales son el hogar de cerca de 1 millón de especies marinas, incluyendo miles de especies de peces que representan billones de dólares y millones de trabajos en los 106 países alrededor del mundo que poseen estos ecosistemas.

No obstante, teniendo en cuenta los anteriores datos, se puede concluir que muchas poblaciones del mundo dependen de la industria pesquera y el turismo para su estabilidad económica. Por ende, la destrucción de estos valiosos ecosistemas conllevaría a graves pérdidas desde lo ambiental hasta lo económico.

 Conclusiones

El ser humano no ha sido mayormente afectado por el calentamiento global gracias a los océanos, quienes han soportado por décadas las consecuencias de la contaminación, tolerando la muerte de muchas de sus especies como los mismos arrecifes de coral. Sin embargo, el océano no será un escudo infinito, y en cuanto este llegue al límite, las consecuencias mencionadas pasarán al hombre.

La medicina moderna depende en gran escala de los arrecifes de coral ya que son fuente para la fabricación de un sinnúmero de medicamentos que combaten graves enfermedades humanas. Si los corales se destruyen, la industria farmacéutica se verá en decadencia; por ende, muchas de estas enfermedades no tendrán forma de ser limitadas.

Gran parte de la población mundial depende de la pesca y el turismo, los cuales, a su vez, dependen del valioso ecosistema; por tanto, la destrucción del mismo generaría grandes quiebres económicos que afectarían a los habitantes de dichas poblaciones. 

Probablemente, las soluciones que se pueden dar a tan importante situación estén no solo en el área científica, sino también gubernamental, a partir de la implantación de leyes claras y firmes respecto al cuidado, respeto y preservación del océano y sus valiosos ecosistemas, así como la generación de conciencia y educación sobre ese gran tesoro que por décadas ha sido nuestro amigo y protector.

 

Referencias Bibliográficas

¿Conoces la importancia de los arrecifes coralinos? (2019). Urna de cristal. Colombia. Recuperado de: http://www.urnadecristal.gov.co/gestion-gobierno/conoces-importancia-de-....

La importancia de los arrecifes de coral. (2017). EPA. Estados Unidos. Recuperado de: https://espanol.epa.gov/espanol/la-importancia-de-los-arrecifes-de-coral.

Quiñones, L. (2019). Noticias ONU. Estamos hirviendo vivos a los arrecifes de coral. Recuperado de: https://news.un.org/es/story/2019/01/1449332.

Rhodes, L. (productora) y Orlowski, J. (director). (2017). En busca del coral [cinta cinematográfica]. Estados Unidos: Argent Pictures / Exposure Labs / The Kendeda Fund.

Thompson, D. (2018). ¿Sabías que los arrecifes de coral producen medicina? México: AIDA. Recuperado de: https://aida-americas.org/es/blog/sabias-que-los-arrecifes-producen-medi....